El carné universitario 2019 está dedicado a Trinidad María Enríquez (Cusco, 1846-1891), la primera mujer en llevar estudios universitarios en nuestro país.

A los 24 años, Enríquez fundó el “Colegio Superior” para instruirse —junto con otras mujeres— en las materias de los últimos años de secundaria, antes reservadas solo para varones. Cuatro años después, Enríquez logró una suprema resolución gubernamental para postular a la universidad, y abrió la primera puerta para que las mujeres fueran consideradas candidatas universitarias.

Luego de una prueba de conocimientos, que duró diez noches consecutivas, ingresó a la Universidad del Cusco en 1875 para estudiar Jurisprudencia. Debido a que la sociedad de su época consideraba ‘impropio’ que una mujer litigase públicamente con hombres, la cusqueña se presentó a los poderes legislativo y judicial para que se le reconozca el derecho a iniciar prácticas y optar por el título de abogada. En 1890, sus recursos fueron rechazados de forma definitiva por la Corte Superior de Lima. Enríquez murió un año después, impedida de cumplir su sueño.

Aunque no pudo recibirse como abogada, Enríquez utilizó todos sus conocimientos legales para colocar el derecho de las mujeres a la educación superior en el centro del debate. Diecisiete años después de su muerte, en 1908, el Congreso de la República reconoció el derecho de las mujeres a estudiar y ser profesionales de forma irrestricta.

Fuente: Sunedu.